Desesperanza

Algunas veces parece que no hay horizonte ni futuro.

Es triste ver esa situación y peor aún vivirla, pero hay ocasiones en que, aunque sientes que luchas todos los días contra la corriente, no hay forma de ganar.

Es como la lucha de Don Quijote con los molinos, es una locura, es inútil, pero hay que hacerlo, eres quien debe de hacerlo y nadie más parece dispuesto a seguir más que tú.

Y te ves a ti mismo en situaciones que no pensabas vivir jamás, que creías que estaban destinadas a otra gente. Te ves supeditado a una rutina, sin voz, ni voto en tu propio destino...

Las opciones que tienes a la mano parecen reducirse conforme pasa el tiempo... Y tus salidas parecen medidas desesperadas.

Puedo entender perfectamente a mucha gente que ha preferido dejarlo todo que continuar así, en donde nada parece ofrecerte ni crecimiento ni mejora ni esperanza alguna.

Puedo entender que de repente haya muchos que quieren trabajar en otro país, donde no son bien recibidos, donde los tratan mal, los discriminan y les pagan el más bajo sueldo para los estándares de ese lugar, pero ese dinero es un sueño compañarado con lo que reciben en el suyo.

No es difícil ponerse en esa situación... Ni tener empatía para esa gente... Aunque suene a un cambio radical y loco, pero a veces parece que es lo único que hay, aunque dé miedo y sea difícil en un principio.

Es cierto, nadie dijo que sería perfecta la vida, es cierto, habemos quienes tenemos que luchar más que otros en este mundo y a veces parece injusto, pero a veces, sólo a veces, sería bueno ver que la suerte te sonriera un poco, sólo un poco... Creo que siempre perder es algo que a cualquiera desespera y cansa...

Y a pesar de todo, aún se esfuerza uno por iniciar un nuevo día y seguir caminando...

0 comments:

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Perfil de Detrás de Mi Cristal en Google+